Barreras del cuerpo, descúbrelas interpretando el Lenguaje Corporal

Imagina esta situación:

Una dama se encuentra sola en la parada de autobús, de repente se percata que en la esquina está un hombre de mal aspecto, mirando precisamente hacia donde ella se encuentra, poco a poco, pero en  forma decidida el hombre se encamina hacia ella, coloca sus manos en los bolsillos y sigue con paso firme su camino en dirección a la dama, ahora se encuentra a sólo 15 o menos pasos, ella aprieta con fuerza su bolso, colocándolo en el pecho…

Al sentirse vulnerable, la dama tomó lo que tenía a la mano (la cartera) para formar una barrera entre ella y el desconocido, debido a que en circunstancias en las cuales nos sentimos a la defensiva, nuestro cuerpo en forma inconsciente busca formar  barreras entre aquello que nos incomoda y nosotros.

Si tenemos a mano algo físico que podamos usar de barrera, lo usaremos. Para este propósito puede servir en el caso de las damas el bolso o cartera, si se puede colocar detrás de un mueble también lo hará, si no hay nada se usará el cuerpo.

¿Y cuáles son las partes del cuerpo que se usan como barreras?

Los brazos:

Pueden usarse uno o ambos brazos, generalmente se usan ambos brazos cruzados a la altura del pecho, o si no se quiere ser muy evidente se emplea un  sólo brazo que toma con firmeza el brazo opuesto. Puede ser que para mostrar seguridad  y aparentar confianza la persona haga una barrera de brazos simulada, donde pone frente a sí un vaso con alguna bebida (si no se encuentra a gusto en una reunión social), o se toque el  puño de la camisa, o se toque el reloj, todos estos gestos indican nerviosismo o intranquilidad.

Las piernas como barreras:

Al igual que con los brazos, unas piernas cruzadas indican incomodidad, más aún si se combinan con los brazos también cruzados.

Las piernas se cruzan estando sentados o de pie; cuando se realiza de pie, ocurre un entrecruzamiento a la altura de los tobillos.

Ahora, tú te estarás preguntando

“¿Qué utilidad tiene para mí saber todo esto?

Esta información es muy valiosa, por ejemplo, si al comunicarte en una entrevista de trabajo con alguien, percibes un cruce de brazos permanente, podrías darte cuenta si  le eres hostil a esa persona, o si se encuentra nerviosa o simplemente no le agradas.

Si estás hablando con una persona que te interesa sentimentalmente, no sería prudente intentar un avance si esa persona mantiene los brazos cruzados mucho tiempo, ya que eso indica que no se siente cómoda en ese instante, en ese caso lo indicado sería orientar la conversación hacia otros temas con los cuales se sienta más a gusto, buscando que su lenguaje corporal se torne abierto o receptivo.

Recientemente en una sesión de la asamblea nacional de Venezuela, el presidente Chávez, que es conocido por su discurso incendiario  y soez, dirigió su ira contra los diputados de la oposición, estos  se cruzaban de brazos ante la arremetida que hacia ellos Chávez hacia  con sus palabras, y por el contrario, sus partidarios presentaban un lenguaje corporal cómodo, pues se sentían a sus anchas escuchando el mensaje que a ellos favorecía, pero en un momento en el que el presidente suavizó su discurso, se pudo notar cruce de brazos y gestos de incomodidad en los oficialistas y por fin los miembros de la asamblea opositora descruzaron momentáneamente los brazos.

Como puedes ver, saber que está pasando por la mente de cada cual no es muy complicado, basta con prestar atención a su lenguaje corporal…    

Averigua más haciendo clic aqui: http://lenguajesilente.com

Advertisements
This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s